un mes en Laos, Malasia y Brunei, octubre 2011 (2ª parte)

viernes 14 de octubre de 2011, DESCUBRIENDO KUALA LUMPUR, UNA CIUDAD MULTICULTURAL.

Es nuestro primer día en Malasia y lo comenzamos reponiendo fuerzas en la cafetería de nuestro B&B. Vuelvo a recomendar este sitio. Las instalaciones y el personal de la recepción son de 1ª. No sabemos que ruta vamos seguir en las próximas dos semanas que pasaremos en Malasia, aunque sí que tenemos claro los lugares que nos gustaría visitar. Teníamos muchas ganas de acabar este viaje en las paradisíacas islas Perhentian, pero nos preocupa que por la costa este está empezando la época de lluvias y no sabemos como nos las vamos a encontrar. En caso de no poder visitar las Perhentian, nos gustaría ir a Langkawi y a Penang, islas situadas en la costa oeste. También nos atrae la idea de llegar hasta las Cameron Highlands y como no, visitar la ciudad colonial de Malaca. Con todos estos objetivos y con dos semanas por delante comenzamos nuestro primer día malayo con ganas de hincarle el diente a nuestra primera víctima, Kuala Lumpur, la ciudad de las Petronas.

La capital malaya, con alrededor de 2 millones de habitantes es el centro económico del país.  A pesar de ser una ciudad bastante grande y estar claramente diseñada para los automóviles (a menudo no hay aceras), no es difícil orientarse. Nosotros nos alojamos en la zona conocida como “Triángulo Dorado”, donde se sitúan el centro financiero de la ciudad, los centros comerciales de última generación y como no, las famosas Torres Petronas. Hacia el sudoeste y fácilmente accesible por la calle “Pudu”, se encuentran Chinatown, Little India y el Distrito Colonial, con la Plaza Merdeka como principal atracción. Aquí se proclamó la independencia de los ingleses en 1957 y se izó la bandera de Malasia en el mástil (100 m) que preside la plaza, que fue el más alto del mundo hasta que los norcoreanos en 2008 construyeron uno de más de 150 m.

Salimos del B&B armados de mapas, callejeros y unos cuantos MYR en la mochila, armas suficientes para empezar a patearnos Kuala Lumpur. Damos un paseo de unos 10 minutos y enseguida nos encontramos debajo de las imponentes Petronas. Las torres no son visitables pero al puente que une ambas si que se puede subir por un ascensor. En el hall del edificio principal hay unas taquillas donde venden los tickets para subir pero nuestro gozo en un pozo porque al llegar allí nos enteramos de que el puente está cerrado por obras de reacondiciomaniento por una larga temporada, así que nos tendremos que conformar con hacer un buen puñado de fotos de las torres desde el parque que hay en la parte de atrás y que es desde donde se obtienen las mejores vistas.

Después de tomar fotos desde casi todas las perspectivas posibles nos metemos en el centro comercial que hay debajo de la torre principal. Este paseo por el moderno y pijo centro comercial solo nos sirve para refrescarnos con su potente aire acondicionado porque los precios de sus tiendas son prohibitivos.

Una vez refrescados e hidratados cogemos la calle Ampang y vamos paseando hasta el Centro de Turismo de Malasia. Entramos a preguntar por el tiempo en la costa este y la chica del mostrador nos confirma que está lloviendo y que el agua de sus islas no está en el mejor momento del año para bucear. Le pedimos folletos y mapas de Kuala Lumpur, Langkawi, Penang, Cameron Highlands y todo lo que se nos ocurre y le preguntamos por la mejor forma de ir hasta Malaca, lugar al que queremos hacer una excursión de un día desde Kuala Lumpur. Ella nos da todo lo que le pedimos y encima se muestra superfeliz cuando le decimos que somos españoles. Y es que la selección española se ve que hizo mella entre los malayos porque la chica nos recita casi toda la alineación (que ni yo mismo me sé), nos recuerda el gol de Iniesta y hasta el beso de Casillas a la Carbonero, vamos que si lo sé me traigo una camiseta de la roja y me hacen hasta la ola.

Salimos bien “informados” y con la mochila llena de panfletos y mapas y cogemos la calle Sultan Ismail hasta llegar a Little India, el bullicioso barrio donde residen casi todos los indios de Kuala. Hay que recordar que Malasia en un país multiétnico, ya que aunque la religión predominante es la musulmana, en el país conviven pacificamente otras muchas etnias y religiones. En el barrio Indio seguimos el itinerario a pie que aconseja la LP en su página 97 (1ª edición en español de junio de 2007) y comemos en un restaurante indio de la calle Doraisamy, casi al final del recorrido. Durante el mismo pasamos por la impresionante plaza Merdeka, el Museo Nacional de Historia, la Biblioteca Nacional, la Catedral de Santa María y la preciosa Masjid Jamek, a donde no nos dejan pasar pero que admiramos desde fuera.

Después de reponer fuerzas decidimos hacer ahora el recorrido por Chinatown que marca la LP en la página 99, pero eso sí, como siempre un poco a nuestro aire. Paseamos por las antiguas shophouses de las calles Medan Pasar y Ampang. Nos detenemos ante dos o tres templos chinos pero el que más nos llama la atención es el templo de Sri Mahamariamman, en la calle Tun H. S. Lee. Acabamos la tarde “china” en la larga calle Petaling, donde montan el mercado nocturno todos los días y se llena de turistas a la caza de las mayores gangas y las mejores falsificaciones de China Town.

Antes de volver al B&B nops acercamos a la plaza Merdaka, donde tomamos unas cuantas fotos. A esas horas es recomendable una visita a la plaza porque la iluminación del  edificio Sultan Abdul Samad y los contiguos es espectacular.

Cansados ya, cogemos la calle Pudu y regresamos a la zona de Bukit Bintang, que a esa hora es un auténtico hervidero de jovenes malayos que se mezclan con turistas tomando copas y cenando en las animadas terrazas de los restaurantes de todo tipo que hay a lo largo de la calle. Nosotros elegimos la paralela calle Alor, famosa por estar llena de puestos callejeros donde poder disfrutar de una deliciosa comida malaya a buen precio. Después de una opípara cena a base de alitas de pollo a la brasa y demás especialidades malayas, nos tomamos una copa en una de las terrazas de Bukit Bintang. El lugar está muy animado pero nos retiramos a la cama a una hora prudente que mañana queremos visitar la Mezquita Nacional y el Museo de Arte Islámico.

sábado 15 de octubre de 2011, SEGUNDO DÍA EN KUALA LUMPUR: MAÑANA EN MEZQUITA NACIONAL, TARDE EN KAMPUNG BARU.

Empezamos el día desayunando en el B&B. Consultamos precios de Air Asia para volar hasta Langkawi en los ordenadores que hay en la cafetería, pero como nos queremos ir mañana los billetes están ya un poco altos. Después de mirar y mirar decidimos comprar un billete de bus nocturno. Hoy queremos pasar el día en KL y mañana hemos decidido visitar la ciudad colonial de Malaca, volviendo a última hora a KL con la intención de coger un sleepping bus hasta Langkawi. Después de desayunar cogemos la mochila y metemos agua, algo de comida y mapas de la ciudad. Nuestra intención es la de visitar la Mezquita Nacional y el Museo de Arte Islámico. Ambos están situados en la parte sudoeste de la ciudad, y aunque hay autobuses que llevan hasta esta parte de KL, nosotros preferimos ir andando y así tomarle el pulso a la ciudad.

Nos vamos paseando por Bukit Bintang hasta Jalan Pudu. Seguimos la larga avenida que une las dos partes de la ciudad y después cogemos Jalan Tun Tan Chenglock hasta la estación de Rapid KL de Pasarseni. Por allí cruzamos la vía del tren por un paso elevado hasta la Old Station, la antigua estación ferroviaria de KL, un impresionante edificio de arte mogol y morisco. Una vez en la vieja estación de KL, solo hay que cruzar una calle para llegar hasta la Mezquita Nacional. Esta colosal y moderna mezquita se distingue por su afilado alminar de casi 80 m de altura.Su planta se inspira en la Gran Mezquita de la Meca. La visita al recinto es gratis y se hace descalzo. También nos dejan una túnica para Valle y otra para mí, puesto que yo iba en pantalón corto. A Valle también le cubren la cabeza. La visita es rápida pero interesante, encontrándonos a varias personas que como nosotros estaban de turismeo por el lugar y algunos musulmanes orando.

De allí nos acercamos al cercano Museo de Arte Islámico (entrada 10 MYR). Este museo alberga una de las mejores colecciones de arte decorativo islámico del mundo. Además de todo lo expuesto, el propio edificio es una auténtica maravilla. En este lugar perdemos un buen rato y nos da la hora de comer, por lo que nos vamos a la cercana Chinatown a picar algo.Comemos en un puesto callejero algo de comida china y después nos tomamos unos lassies y unos dulces indios en un restaurante de Jalan Tun H. S. Lee.

Empieza a llover y decidimos acercarnos a la zona de Bukit Bintang a pasar el resto de la tarde en los modernos centros comerciales de la zona. Antes pasamos por la enorme estación de autobuses de Puduraya (Jalan Pudu) y compramos los billetes del bus nocturno que mañana nos llevará hasta Langkawi (43 MYR). Después de estar un par de horas en los centros comerciales BB Plaza, Sungei Wang Plaza y Lot 10 decidimos irnos al B&B a pegarnos una ducha. Todos estos centros comerciales nos han recordado bastante al MBK de Bangkok. La verdad es que la zona es muy parecida a la bulliciosa Plaza Siam de la capital tailandesa.

Después de descansar unos minutos en la habitación y de arreglarnos un poco la ropa y las mochilas, nos vamos a cenar a Kampung Baru, el antiguo barrio malayo de la ciudad. Leemos en la LP que los sábados hay un mercado nocturno, por lo que decidimos acercarnos a dar una vuelta y a cenar. Cogemos un taxi (5,70 MYR con taxímetro) en la puerta del B&B y en 10 minutos nos deja en Kampung Baru. El sitio bien merece la pena una visita, porque aunque a la hora que llegamos (20:00 h) ya están recogiendo el mercado, sus casas de madera y sus exhuberantes jardines, le dan un aire tan tranquilo y sosegado que nos hace olvidar que nos encontremos en la estresante ciudad de las Petronas. Al ser ya de noche, la vista de las torres iluminadas desde las calles de Kampung Baru es espectacular.

Damos una vuelta y cenamos la verdad que muy bien en el restaurante “Suraya Seafood”. El lugar está muy animado y disfrutamos de una cena de auténtica comida malaya a un precio muy asequible (25 MYR). Como no queremos irnos de KL sin hacer alguna foto de las Petronas bajo la luz de la luna, volvemos al B&B paseando. No está muy lejos, en cuestión de 20 minutos estamos debajo de las, a esa hora, iluminadísimas Petronas. Hacemos un montón de fotos y nos vamos a descansar atravesando calles llenas de pubs y discotecas, la verdad que muy animados.

domingo 16 de octubre de 2011, EXCURSIÓN A MALACA Y POR LA NOCHE, SLEEPING BUS A LANGKAWI.

Nuestro plan para hoy es pasar el día en Malaca y regresar por la tarde a KL, ya que esta misma noche queremos coger un sleeping bus para dirigirnos hacia el norte del país, a la isla de Langkawi, donde pasaremos dos o tres días.

Nos hemos informado de que la mejor forma de llegar hasta Malaca es en autobús. Para ello debemos ir a la estación de Bersepadu Selatan, situada al sur de KL, que es de donde salen los autobuses que van al sur del país y a Singapur. Con esa intención nos levantamos temprano, desayunamos y dejamos las mochilas al chico de la recepción, ya que hoy abandonamos el B&B. Desde allí nos acercamos andando hasta la parada del monoraíl que nos pilla más cerca del B&B, la de Bukit Bintang (5 min.). A esas horas la pequeña estación elevada está casi vacia.

DSCF1739

Cogemos el primero que pasa (2,10 MYR) y nos bajamos en KL Sentral. En esta enorme estación preguntamos por la forma de llegar a la estación de autobuses del sur y nos informan que debemos coger el KLIA Transit (4,20 MYR) y bajarnos en la estación de Bandar Tasik Selatan. En cuestión de 25 min. llegamos a la estación que nos han dicho y comprobamos que la “Bersepadu Selatan Terminal” está justo enfrente. Se trata de una estación de autobuses enorme y muy moderna, se ve que está casi recien estrenada. El sistema para sacar un billete de bus es muy sencillo: basta con acercarse a cualquiera de los mostradores y decirle a la persona que hay detrás el destino al que quieres ir y la fecha. Ellos introducen los datos en un ordenador y en un segundo tienes delante de tí una pantalla con los autobuses del día elegido. Ahora solo queda que tú mismo vayas seleccionando número de bus, horario, asiento, etc…. Hacia Malaca salen autobuses cada media hora y operan varias compañías. Nosotros elegimos una de las baratas, (9,20 MYR) que tiene su salida en unos minutos.

Llegamos a Malaca Sentral tras 01:45 h. de cómoda autovía (160 km). Lo primero que hacemos, antes de salir de la estación es comprar un billete para volver esa misma tarde a KL. Lo cogemos para las 18:30 h., tiempo de sobra para hacernos una idea de lo que es la ciudad y regresar con antelación suficiente para ir hasta el B&B, coger las mochilas y pillar el sleeping bus que nos llevará hasta Langkawi.

Desde Malaca Sentral existen dos formas de llegar hasta el centro de la ciudad: en taxi o en autobús de linea. Nosotros nos decidimos por la más barata y auténtica, esto es, compartir bus con el resto de malayos que van a pasar el domingo a esta encantadora ciudad colonial. Es el número 17 (1 MYR) y se coge en el parking de la misma estación. En cuestión de unos 15 min. te deja en Town Square, centro neurálgico de la Malaca colonial. Recomiendo decirle al conductor o al revisor la parada en la que quieres bajar y ellos mismos te avisan cuando va a llegar, porque el autobús va bastante rápido, hay muchas paradas, y si no estás atento puedes acabar en algún otro sitio.

Malaca es una ciudad con una interesante mezcla de influencias chinas, portuguesas, holandesas y británicas, y está considerada la ciudad malaya con más historia. En el pasado fue el puerto comercial más importante de la región. Viejos juncos navegan aún por el río Malaca, dándole a la zona portuaria el encanto de los paisajes en los que el tiempo parece se haya detenido. La ciudad mantiene el aire misterioso de las calles chinas, con establecimientos de antigüedades, templos y edificios que recuerdan los viejos tiempos coloniales.

DSCF1741

Lo primero que hacemos, nada más bajar del autobús es visitar “el Stadthuys” (antigua residencia de gobernantes) con su llamativo color rojo, presente también en varios edificios que rodean la plaza. Construido entre 1641 y 1660, se dice que es el edificio holandés más antiguo de Asia y muestra todas las características de la arquitectura colonial. En el interior hay 5 museos que se pueden visitar pagando una única entrada (5 MYR) . Recorriendo sus galerías se hace uno una idea de cómo era la vida en la época colonial. El museo de Historia y Etnografía fue el que me pareció más interesante.

DSCF1745

DSCF1747

Al salir del Stadthyus entramos un momento en la Iglesia de Cristo para echar un vistazo y hacer un par de fotos. Seguimos haciendo fotos a la animada Town Square y desde allí mismo cruzamos al otro lado del río para adentrarnos en el laberinto de China Town. Hay bastante gente paseando y el ambiente es muy agradable. Las viejas casas chinas, hoy en día reconvertidas en tiendas, restaurantes o pastelerías son preciosas, alguna de ellas vale la pena entrar a visitarla, aunque se trate de una tienda de ropa. Paseamos un rato por las callejuelas y comemos en un garito de la calle Hang Jebat. Una de las cosas que más nos llama la atención es la limpieza y el orden de las calles, nada que ver con el China Town de KL.

DSCF1766

Después de comer nos proponemos hacer el recorrido a pie que recomienda la LP. Aunque acabamos haciéndolo un poco a nuestra bola, nos sirve para visitar unos cuantos templos como los famosos Cheng Hoon Teng y Xianglin, así como algún lugar curioso, como una zapatería donde aún se hacen zapatos a mano para personalidades chinas. El tamaño de estos zapatos es para alucinar de pequeños que son, y es que antiguamente las señoritas chinas más pudientes se vendaban los pies, para de esta forma encogerlos, siendo esto muy valorado en la sociedad de entonces.

DSCF1790DSCF1778

Acabamos el recorrido en la Iglesia de San Pablo, junto al Stadthuys. Al lado de la Iglesia está también la Puerta de Santiago, únicos vestigios de la fortaleza portuguesa A Famosa, principal legado de los portugueses a la ciudad. Ambas están situadas en una colina desde donde se divisa el estrecho de Malaca, que separa la costa occidental de la península malaya y la isla indonesa de Sumatra.

DSCF1806DSCF1811

A las 17:30 h. cogemos de nuevo el bus nº 17 (1,50 MYR) en Town Square. Este bus de regreso a Malaca Sentral recomiendo cogerlo con tiempo porque hace un recorrido circular y tarda algo más de media hora. A las 18:30 h. sale nuestro autobús en dirección a KL. Nada más montarnos en él empieza a llover, lluvia que nos acompañará hasta nuestro destino.

Sobre las 20:00 h. llegamos a la Bersepadu Selatan Terminal. Esta vez cogemos un tren (1,90 MYR) de la “Sri Petaling Line” (línea verde) dirección a Sentul Timur. Nos bajamos en la parada de Hang Tuah. En esta estación cogemos el monorail (1,20 MYR) en dirección a Titiwangsa y nos bajamos en la parada de Bukit Bintang, la misma desde donde comenzamos esta mañana. A pesar de los cambios de linea, creo que esta combinación es mejor para llegar desde donde está nuestro B&B a la estación de autobuses del sur.

Una vez en el B&B recogemos nuestras mochilas en la recepción y nos vamos andando (10 min) hasta la estación de buses de Puduraya. Como vamos bien de tiempo, por el camino paramos en un indio que ya le habíamos echado el ojo y cenamos. A las 23:50 sale nuestro sleeping bus con destino a Kuala Perlis, lugar al que llegaremos al amanecer y donde cogeremos un ferry para llegar hasta la isla de Langkawi. Al tratarse de un sleeping bus, los asientos son enormes y hay un montón de espacio para reclinarlos del todo. El único “inconveniente” es la temperatura del aire acondicionado, pero como ya nos lo imaginábamos, nos llevamos una chaqueta para no morir de congelación. Pues soñando con el pasado colonial que habíamos conocido en Malaca y con lo que íbamos a hacer en los próximos días en la isla, nos dormimos antes de que nuestros compañeros de viaje comenzaran a roncar…

Lunes 17 de octubre de 2011, BIENVENIDOS A LANGKAWI!!

Tras una noche entera de viaje en unos comodísimos asientos, llegamos  a la estación de buses de Kuala Perlis. Ojo a futuros viajeros, porque el bus tiene un aparada anterior, en Alor Setar, a unos 40 km del destino final (Kuala Perlis). Recomendamos esta compañía porque el autobús era un auténtico lujo, los asientos eran totalmente reclinables y enormes!!!

El pequeño puerto donde ha de cogerse el ferry que nos llevará hasta Langkawi está a tan solo 5 minutos caminando de la estación de autobuses. Hay unas cuantas compañías cada una con un horario distinto, pero preguntamos y en todas el viaje salía a 18 MYR. Al final nos decidimos por la que antes salía y en 01:15 h estamos en el puerto de Kuah.

Nada más salir de la terminal del puerto hay un montón de mostradores donde sacar tickets para coger un taxi a cualquier punto de la isla. Nosotros decidimos buscar alojamiento en la zona de Pantai Cenang, en la parte suroeste de la isla. Nos decantamos por este lugar por haber leído en diferentes foros y blogs de viajes que hay numerosos alojamientos baratos así como restaurantes y lugares donde poder alquilar una moto. Más tarde descubriremos que sin duda es el mejor sitio para montare la “base de operaciones” en la isla.

Desde el puerto de Kuah tardamos unos 35 min en llegar a la playa de Pantai Cenang. Decimos al taxista (24 MYR) que nos deje al principio de la calle Jalan Pantai Chenang, que es donde empiezan los hoteles y los restaurantes y nos dedicamos a echar un vistazo a las guesthouses para decidirnos por alguna. Es una calle que se extiende a lo largo de toda la playa y que está siempre muy animada. También hay multitud e agencias donde poder contratar cualquier excursión o alquilar una moto.

Nos quedamos en el AB Motel en la misma Jalan Pantai Chenang por 80 MYR la habitación doble con baño, agua caliente, TV, nevera y AC. Tras dejar las mochilas y colocar un poco nuestras cosas nos vamos a investigar un poco los alrededores, comemos algo en los números puestos de comida que hay en la playa y nos vamos a la habitación a descansar un poco del viaje nocturno.

Cuando salimos ya es de noche y descubrimos lo animada que está la zona. Nos metemos a cenar en uno de los restaurantes más “pijillos” de los que vemos, el “Putumayo”. Descubrimos que para la pinta que tiene no es muy caro, pero al final resulta que la comida es la misma que en otros sitios más baratos, pero eso sí, mejor presentada. Cenamos ensalada de papaya, arroz con cangrejo y noodles, ummmmmm, buenísimo todo.

Después de cenar encontramos un sitio muy divertido donde hay una actuación de danza malaya y nos sentamos un rato a tomarnos un chocolate shake hasta que nos retiramos a dormir.

Martes 18 de octubre de 2011, DESCUBRIENDO LA ISLA, CÓMO NO, EN MOTO

Tras desayunar en “Breakfast Bar”, una de las numerosas cafeterías de Jalan Pantai Chenang, nos ponemos con la ardua tarea de encontrar el “mejor” sitio donde alquilar una moto.

Hay varios sitios donde ofrecen alquiler de motos tipo scooter y los precios rondan entre los 15 y los 30 MYR al día, dependiendo del estado de las motos. Nosotros nos decidimos por “T Shop” y cogemos una scooter automática de 125 cc por 18 MYR.

Nos vamos al hotel con la moto, metemos algunas cosas en la mochila y enfilamos carretera con el propósito de comenzar a descubrir la isla.  Ponemos dirección norte por la costa por la carretera 115 haciendo nuestra primera parada en Pantai Tengah, una playa muy tranquila donde abundan los resorts tipo todo incluido. Seguimos por la carretera de la costa, pasando junto a la pista de aterrizaje del pequeño aeropuerto de Langkawi y cogemos la carretera 114 hasta llegar a Pantai Kok. Esta playa es muy bonita por lo que nos pegamos el primer baño del día y nos relajamos un poco.

En Pantai Kok enganchamos la carretera 113, ya bordeando el norte de la isla, y llegamos hasta las cascadas de Telaga Tujuh. Comprobamos que es un sitio muy turístico ya que el parking está lleno de autobuses, por lo que decidimos seguir por la 161 hasta Pantai Datai para comprobar que allí solo hay un par de hoteles de los de super lujo con playas privadas y que se acaba la carretera. Saliendo de esa zona descubrimos en la misma carretera las cascadas de Temurun.

Este sitio sí que nos gusta, además no hay apenas gente. El acceso a los saltos de agua es gratis y la subida es muy cómoda. Nos quedamos un rato bañándonos en las piscinas naturales junto a unos malayos muy simpáticos. Lo único a tener en cuenta es que hay más de un mono “ladronzuelo” por la zona.

Tras un refrescante baño volvemos por la 161 y paramos a comer en un solitario restaurante que hay en el cruce de esta carretera con la 113. Allí, en medio de la nada y casi por sorpresa  probamos uno de los mejores noodles con gambas que hemos comido nunca. Además el dueño del restaurante es muy simpático y al enterarse de que somos españoles se emociona recordándonos la final del mundial que ganó la selección española el año pasado, y es que el fútbol acerca culturas de una forma brutal, jajaja.

Después de comer seguimos circulando tranquilamente por la 113 dirección este hasta coger la 111 hacia el norte para llegar a Pantai Tanjung Rhu. En este lugar desemboca un río y hay una playa enorme y de las más bonitas que veremos en la isla. Nos pegamos un baño y decidimos poner rumbo al hotel para pegarnos una ducha porque queremos visitar el mercado nocturno que hay en Padang Matsirat, muy cerca del aeropuerto.

En Langkawi hay un mercado nocturno todos los días, siendo cada día en un punto diferente de la isla, por lo que recomiendo enterarse bien al llegar a la isla (puerto o aeropuerto) o en el mismo hotel.

Tras una reparadora ducha nos vamos hasta Padang Matsirat y descubrimos que es un alegre y colorido mercado donde abundan los puestos de venta de ropa y de comida. Después de todo el día en moto se ve que se nos ha abierto el apetito y nos ponemos morados de exquisiteces como: murtabak, samosas, fat noodles, kebab, dulces de coco, red beans con canela…..todo por solo 12 MYR, incluidos un par de zumos.

Después de atiborrarnos a cenar volvemos a Pantai Cenang, damos un paseo viendo el ambiente y nos conectamos un rato a internet en un ciber café de la calle principal (1 hora: 3 MYR), lo que nos parece muy barato para ser una isla.

Tras poner al día un poco a familia y amigos nos vamos a dormir felices por el día que hemos pasado en Langkawi.

Miércoles 19 de octubre de 2011, HOY TOCA CONOCER LA CAPITAL DE LA ISLA, KUAH

Nos levantamos y desayunamos en el mismo sitio que ayer por 5 MYR. Cogemos la moto y nos vamos a Kuah, la capital de la isla por la carretera 167 y 112 (carretera de la costa). Una vez allí decidimos ir (por la carretera 112) a ver las cascadas de Durian Perangin  donde nos pegamos un baño y disfrutamos un poco de la naturaleza. Tras refrescarnos un poco bajamos a Kuah a comer y lo hacemos en el restaurante Wonderland, justo enfrente del hotel Bella Vista, en la calle Persiaran Mutiara. Comemos unos noodles riquísimos.

El resto de la tarde la pasamos conociendo un poco esta tranquila ciudad a la que no terminamos de verle gran cosa de interés. Como mañana queremos continuar viaje hasta Penang, aprovechamos para acercarnos al puerto a comprar los billetes del ferry. En esta época del año salen a las 14:30 h. y a las 17:30 h y el billete cuesta 60 MYR. Elegimos salir a las 14:30 h y así aprovechar algo más el día cuando lleguemos a Penang.

Como ya está anocheciendo y aprovechando que el mercado nocturno esta noche es en Kuah (lo montan en la explanada que hay entre los hoteles “My Hotel” y “Langkawi Baron”), hacemos una parada para cenar allí antes de volver al hotel. Volvemos a inflarnos de buenísima comida malaya por 11 MYR.

Una vez en Pantai Cenang y después de una reparadora ducha, salimos a dar un paseo hasta que un diluvio nos obliga a acabar el día y refugiarnos en nuestra habitación.

Jueves 20 de octubre de 2011, NOS VAMOS A PENANG!!

Nos levantamos tranquilamente, desayunamos en el mismo sitio de los dos días anteriores y entregamos la moto para hacer el checkout y dirigirnos a la parada de taxis que hay en la calle Jalan Pantai Chenang. Cogemos uno y nos lleva al puerto de Kuah (precio fijo de 24 MYR). Allí comemos y hacemos algo de tiempo hasta la salida de nuestro ferry.

El viaje es de justo 3 horas de duración. El barco hace una parada técnica de 5 minutos en Pulau Payar Marine, una pequeña isla con playas de arena blanca, lugar donde suelen coincidir las excursiones de un día de snorkeling que salen tanto de Langkawi como de Penang.

A las 17:30 h y después de atravesar una pedazo de tormenta, estamos atracando en el puerto de Swettenham, en George Town, la capital de la isla. Ya no es para tanto pero sigue lloviendo, por lo que caminando con los chubasqueros y con nuestras mochilas nos dirigimos hacia la cercana zona de Chinatown (10 minutos andando), donde se encuentran los alojamientos más económicos. Tras mirar un par de guest houses nos decidimos por la Banana New GH, en la calle Lebuh Chulia. Habitación doble con ventilador, tv, agua caliente, wifi por 50 MYR. Tiene buena pinta, sitio muy limpio, muy organizado. También es una agencia de viajes.

Tras dejar las cosas en la habitación nos damos un paseo como primera toma de contacto por China Town y por Little India, viendo este último barrio super animado y es que el día 26 de octubre es el “Deepavali” o “Festival de las luces”. Es una fiesta hindú donde la gente estrena ropa nueva, comparte dulces y hacen explotar petardos y fuegos artificiales. Es la entrada del año nuevo hindú, y una de las noches más significativas y alegres del año.

Tras dejarnos aconsejar por el simpático chico que trabaja en la galería de arte “Love lane” que hay en la calle del mismo nombre nos vamos a cenar a un Food Court que hay enfrente del puerto de Swettenham. Resulta ser un acierto porque el lugar está lleno de puestos de comida de un montón de países asiáticos: Malasia, Tailandia, China, Taiwan, Japón, etc… y muy bien de precio.

Viernes 21 de octubre de 2011, HOY TOCA CONOCER GEORGE TOWN

Nos levantamos y tras desayunar en la misma calle Lebuh Chulia, mapa en mano, nos vamos andando hacia la zona colonial. Pasamos por el Town Hall y entramos al Fort Cornwalles (2 MYR la entrada) donde hacemos algunas fotos.  Después visitamos tranquilamente la Iglesia de St. George, el museo Estatal y la Catedral de la Asunción.

Cuando ya tenemos más que pateada la zona colonial nos volvemos a la siempre ajetreada China Town. Aquí hay infinidad de templos tanto chinos como indios. Los visitamos tranquilamente casi todos pero el más impresionante para nosotros es el de Khoo Kongsi (10 MYR la entrada). En él se rodó la película Ana y el Rey.

Tras toda esta inmersión cultural comemos en un restaurante de Little India y nos retiramos a descansar un poco a la GH, entre otras cosas porque comienza a diluviar. Esa noche volvemos a cenar en la Food Court del día anterior. Antes de retirarnos a dormir nos damos una vuelta por el Upper Penang Road, la zona de los hoteles, restaurantes y pubs de más caché de la ciudad.

Sábado 22 de octubre de 2011, NOS MOTORIZAMOS Y EXPLORAMOS LA ISLA

Hoy después de desayunar alquilamos una moto en “H.S. Sam Book Store”, en Lebuh Chulia, un poco antes del cruce con Jalan Penang. Una scooter con marchas de 100 cc nos sale por 20 MYR el día.

Tras preguntar al chico que nos alquila la moto cómo llegar ponemos rumbo al templo de Kek Lok Si, conocido como Templo de la Suprema Felicidad. Este es el templo budista más grande e importante de Penang (9 km desde nuestra GH). La entrada es gratuita, únicamente nos cobran 1 MYR por aparcar la moto. Una vez en el templo si se desea subir a la estatua que hay en el top de la pagoda hay que pagar 4 MYR (las vistas merecen la pena).

Tras esta visita ponemos rumbo a la zona de Bathu Ferringi (20 km por la carretera de la costa). Este es la playa más popular de la isla y en ella pasan sus vacaciones sobre todos malayos venidos de todo el país. Abandonamos la idea con la que nos despertamos de dar la vuelta a la isla porque mirando al horizonte la amenaza de lluvia es más considerable. Tras pegarnos un baño y comer algo en un puesto de comida de la playa volvemos esta vez ya a George Town parando en una mezquita flotante muy curiosa que nos encontramos en la misma carretera de la costa.

Al llegar a la ciudad y justo antes de que cerrara visitamos el Museo de Penang (entrada 1 MYR). Visita recomendada. Como ya ha empezado a llover y según la previsión no va parar en los próximos días nos dedicamos a buscar un billete para largarnos mañana a las Cameron Highlands. Lo compramos en una GH de Love Lane. Nos sale a 45 MYR por barba y nos llevarán en una minivan que pasará a las 7:30 h a buscarnos por nuestra GH.

Tras descansar un rato en nuestra habitación nos vamos a pasar la tarde/noche ya a la zona de la Esplanade. Allí disfrutamos de un festival cultural chino con marionetas, grupos de bailarines, etc… donde entre otras autoridades está el presidente de Penang. Desde allí y antes de retirarnos a ordenar la mochila para continuar viaje mañana y dormir, nos vamos a cenar al restaurante indio “Sri Ananda Bahman” en Little India. Esa noche nos ponemos tibios de samosas y rotis.

Domingo 23 de octubre de 2011, EL VIAJE CONTINÚA: RUMBO A LAS CAMERON HIGHLANDS

A las 7:30 h en punto nos recoge una mini van de la empresa “Kang Tours & Travel” bastante nueva en la puerta de nuestra GH. En ella viajaremos hasta las Cameron Higlands (250 km) junto con Mauro y Erika, una simpática pareja de italianos con la que en los días posteriores compartiremos aventuras. La mayor parte del viaje transcurre por una cómoda autopista, por la que en unas 4 horas (1 parada incluída)  llegaremos hasta nuestro destino final: Tanah Rata, la localidad donde se encuentran la mayor parte de los alojamientos, restaurantes y agencias de viaje de la zona, es decir el mejor sitio para montar el campamento base en las Cameron Highlands.

Lo primero que hacemos es juntarnos con Mauro y Erika y dedicarnos a buscar alojamiento para los días que pasaremos en la zona. Tras ver unas cuantas GH finalmente nos decidimos por la Sam Jade GH. Nos dejan la habitación con ventilador y baño compartido a 35 MYR. Resulta ser un sitio muy discreto pero limpio y con buen ambiente. Comemos un bocadillo en la misma GH y hacemos uso del internet para seguir diseñando nuestra ruta que nos llevará a Brunei vía Kuala Lumpur. Por como vemos la situación climatológica decidimos pasar un único día en Tanah Rata, que aprovecharemos para alquilar un moto y conocer alguna plantación de té de los alrededores y pasado mañana continuar marcha hacia KL. Como ya lo tenemos claro aprovechamos para reservar alojamiento tanto en KL como en Bandar Seri Begawan.

Después de descansar un poco en la habitación nos vamos andando hasta la estación de autobuses de Tanah Rata y sacamos el billete de bus para irnos a KL (28 MYR). Más baratos que en las numerosas agencias que hay en el pueblo, por lo que merece la pena darse el paseo. También investigamos un poco el sitio donde mañana alquilaremos una moto, resultando existir una sola empresa en el pueblo que realiza este servicio, “TJ Lodge”.

Esa noche cenamos en los animados puestos de comida que hay en la misma carretera en la salida del pueblo hacia Ringlet.

Lunes 24 de octubre de 2011, DESCUBRIENDO LAS CAMERON HIGHLANDS

Nos levantamos, desayunamos en la GH con Mauro y Erika y nos vamos hasta la calle Persiaran Camelia, donde está la agencia TJ Lodge. Alquilamos una scooter de 125 cc automática por 35 MYR 5 horas, tiempo más que suficiente para reconocer un poco los alrededores. Mauro y Erika al principio no están muy convencidos porque se trata de su primera vez en moto en el sudeste asiático, pero más tarde disfrutarán la experiencia y nos agradecerán haberles convencido. El chico del alquiler nos desea buena suerte y nos da un par de mapas de la zona.

Lo primero que hacemos una vez motorizados es coger la carretera principal en dirección a Brinchang, haciendo la primera parada en Sungai Palas Bohtea State, una enorme plantación de té donde pasamos un buen rato y hacemos un montón de fotos del espectacular paisaje. Seguimos por la carretera hasta subir a Gunung Brinchang (carretera de montaña) y seguimos unos carteles que indican que hay una granja de fresas. Visitamos esta granja y continuamos la carretera principal dirección Brinchang ya de vuelta hacia Tanah Rata. De camino paramos en una granja de insectos (entrada 5 MYR) que vemos en la misma carretera en Brinchang.

Pasado Brinchang paramos en Orange Asli donde aparcamos las motos y seguimos un sendero marcado haciendo un mini trekking hasta llegar a una cascada.

Ya En Tanah Rata (son las 15:00 h. , hora de dejar las motos), comemos en un restaurante indio de la calle principal. Después de comer decidimos ir junto a nuestros nuevos amigos italianos hasta la cascada Robinson siguiendo una ruta a pie que aparece en la LP. El camino es cómodo y sobre todo refrescante, ya que transcurre por un frondoso bosque.

Como la mañana ha sido intensa de emociones nos retiramos a descansar un poco a la GH y quedamos con Mauro y Erika a cenar un poco más tarde.

Esa noche volvemos a cenar en los puestos callejeros de ayer y tras compartir aventuras y por supuesto risas nos retiramos a dormir a la GH. Antes nos despedimos de Mauro y Erika ya que ellos continúan su viaje de 6 meses por el sudeste asiático, siendo su próximo destino Indonesia.

Martes 25 de octubre de 2011, SEGUNDO ASALTO A LA CIUDAD DE LAS PETRONAS

Tras un rápido desayuno nos vamos caminando hasta la estación de autobuses de Tanah Rata. A las 8:00 h sale el cómodo autobús que nos llevará en poco más de 4:30 h hasta Kuala Lumpur (200 km). El bus tiene su parada en nuestra ya “conocida” estación de Puduraya.

Como mañana día 26 es el  “Deepavali” (nos enteramos de esta importante festividad hindú en Penang), nuestra intención es coger una GH en China Town, cerca del cruce de Jalan Tun H.S. Lee y Jalan Petaling, el lugar desde donde salen los autobuses que van a las Cuevas de Batu, lugar sagrado hindú y que con motivo de su fiesta estará muy ambientado.

Tras ver unas cuantas nos decidimos por “Wheelers”, en Jalan Tun H.S. Lee. La habitación con AA con baño compartido nos la dejan por 45 MYR. El lugar es muy austero, está bastante limpio pero tiene algo de ruido por haber un local de moda justo enfrente.

Dejamos las mochilas y comemos en un puesto de noodles en Jalan Cheng Lock. Los noodles con ternera están buenísimos.  Después nos tomamos un dulce y un Kopi en una bakery enfrente del templo hindú que hay en la misma calle.

Tras reponer fuerzas paseamos por un muy animado Little India. De allí decidimos ir a hacer unas comprillas a las zona de Bukit Bintang y nos metemos en los centros comerciales “Sungei Wnag Plaza” y “BB Plaza” (ambos están conectados). Nos recuerdan un montón al MBK de Bangkok.

Ya de noche, de vuelta a China Town comienza a llover. Esa noche cenamos en el mismo restaurante indio (justo enfrente a la estación de buses de Puduraya)  donde cenamos la noche que nos fuimos en bus hacia Langkawi.

Miércoles 26 de octubre de 2011, DISFRUTANDO DEL DEEPAVALI!!!

Desayunamos enfrente de la GH y cogemos bus para las Cuevas de Batu. Lo cogemos en el cruce de las calles Jalan Tun H.S. Lee y Jalan Petaling (bus nº 11). Cuesta 3 MYR y tarda cerca de 30 minutos. La parada la tiene prácticamente en la entrada en las cuevas.

La entrada a las cuevas es libre. Las espectaculares cuevas de Batu se hallan en una colina de piedra caliza que tiene una serie de cuevas y templos cuevas, situadas en el distrito de Gombak, a 13 kilómetros (8 millas) al norte de Kuala Lumpur. Estas cuevas son uno de los santuarios hindúes más populares fuera de la India.

Tras subir los 272 escalones que hay hasta el interior de las cuevas disfrutamos de los diferentes templos hindús que hay y sobre todo de la gran cantidad de gente que vemos, todos ellos vistiendo sus mejores galas y muy muy animados. Cuidado con los monos, que por aquí abunda, y como siempre son bastante traviesos.

Al tratarse del día de su festividad la zona de Batu está llena de enormes tiendas con comida y bebida, todas ellas llenas a rebosar de hindús festejando su año nuevo. La verdad es que están todos muy alegres  y son muy simpáticos con nosotros, ofreciéndonos comer y beber todo lo que queramos, por supuesto, compartiendo mesa con ellos noodles, roti, pan ácimo, dhal, café, etc…

De repente en una de las tiendas se forma bastante revuelo y es que resulta que dentro están el primer ministro del país y su mujer. Nos esperamos a que salgan para verlos de cerca y cual es nuestra sorpresa que la esposa del primer ministro se para y le pregunta a Valle en inglés qúe de dónde es. Jajajajaj, la verdad es que no nos creemos lo que estamos viendo. Miramos a nuestro alrededor y es que somos los únicos occidentales en esa tienda, por lo que también atendemos un par de entrevistas de equipos de televisión malayos interesados en saber el por qué de nuestra presencia allí. Resulta muy curioso como nuestra selección de fútbol ha hecho estragos en el mundo entero al ganar el Mundial del año pasado porque uno de los cámaras que graba a Valle lleva la camiseta “roja”.

Tras esta divertida anécdota cogemos de nuevo el autobús y nos vamos a la GH. Nos pegamos una reparadora ducha y nos vamos al impresionante centro comercial “Pavillion” a hacer unas últimas compras. Esa noche cenamos en un restaurante japonés en la planta de comidas del mismo centro.

Jueves 27 de octubre de 2011, VOLAMOS A BORNEO, LLEGAMOS A BRUNEI.

Hoy nos vamos a Brunei, donde pasaremos los últimos tres días del viaje. Brunei es un pequeño sultanato ubicado en el norte de la isla de Borneo. Junto con Indonesia y Malasia es el tercer país que conforma esta enorme isla. Pues aprovechando que Air Asia vuela hasta su capital, Bandar Seri Begawan, decidimos conocer un poco este curioso mini país en la última parte de nuestro viaje.

Desayunamos en Chinatown y cogemos el monorail (billete 1,30 MYR) en la estación de Masjid Jamed, en Little India (línea Kelana Jaya) y nos bajamos en la estación de Kuala Sentral. En la planta baja de esta estación salen cada 10 minutos los autobuses para los dos aeropuertos de Kuala Lumpur. Nosotros cogemos uno que nos lleva al aeropuerto de Air Asia que nos deja allí en 50 minutos (billete 8 MYR).

Aprovechamos para gastar los últimos MYR que tenemos y comemos algo en el Mc Donalds del aeropuerto antes de coger a las 13:10 h. el vuelo de Air Asia que nos llevará hasta Bandar Seri Begawan.

Tras 2:20 h de cómodo vuelo aterrizamos en el aeropuerto de Bandar Seri Begawan. Para entrar a Brunei los ciudadanos de la UE no necesitamos visado, por lo que los trámites con inmigración a la llegada al país son sencillos y rápidos. Tras recoger las mochilas cambiamos algo de dinero (1 €=2 $ de Brunei)  y empezamos a investigar cómo llegar a Bandar Seri, donde hemos reservado a través de booking una guest house para las tres noches que pasaremos en este pequeño Sultanato.

En la misma terminal de llegadas del aeropuerto hay una oficina de información turística donde nos proveemos de unos mapas del país. Enseguida descubrimos que hay dos maneras de llegar hasta Bandar Seri, en taxi (25 $) o en autobús (1 $). Nosotros por supuesto elegimos el autobús. Este tiene la parada en la puerta de la terminal de salidas, en el piso de arriba. Son de color morado y hay varias líneas que paran en el aeropuerto y llevan hasta el centro de la ciudad, nosotros cogemos el nº 23. Nos bajamos en la última parada, la estación de autobuses de la ciudad, ya que la GH que hemos reservado está justo al lado.

Se trata de la guest house “KH Soon”, saliendo la habitación doble con AA y baño con agua caliente por 45 $ la noche. Es la opción más económica y mejor situada de Bandar Seri Begawan (nada que ver con los precios de los países de su entorno). Es muy austera pero extremadamente limpia y con unas habitaciones enormes.

Tras una reparadora ducha nos lanzamos a la calle a conocer el centro de esta curiosa ciudad. Hacemos unas cuantas fotos a la impresionante mezquita de Omar Alí Saifuddien, sobre todo porque comienza a anochecer y la llamada a la oración siempre es emocionante.

Esa noche cenamos en el Food Center del centro comercial Yayasan un pollo con mango y arroz buenísimo. Después nos tomamos un shake en el Coffe & Bean que hay en la esquina de la calle Jalan Pemancha y la avenida Jalan Sultan Omar Ali Saifuddien. Este agradable local se convertirá en asiduo durante nuestros días en Brunei al disponer de wifi gratuito.

Viernes 28 de octubre de 2011, DESCUBRIENDO BRUNEI: MUSEO Y PALACIO REAL

Nos levantamos y nos vamos a dar una vuelta al mercado de alimentos de Tamu Kianggeh, justo enfrente de la guest house “Kuih Melaya”. Compramos una crep enorme con cacahuete, leche condensada, pasas, manteqilla….. por 2 $ y decidimos tomárnosla en un restaurante indio que hay en la avenida Jalan Sultan Omar Ali Saifuddien, justo enfrente del Coffe & Bean junto un par de Ices coffees buenísimos.

Una vez nuestros saciados nuestros estómagos nos vamos paseando por Jalan Sultan Omar Ali Saifuddien hasta el museo de Tronos Reales (entrada gratuita). Hay que firmar en el libro de visitas y todo el recorrido por las elegantes estancias se hace descalzo. Recomiendo llevar calcetines, porque lo que al principio puede resultar agradable, por lo fresquito que está el impoluto suelo de mármol, hacia el final de la visita  y debido a la temperatura que ponen el AA por estas tierras puede acabar en resfriado. Este lugar es muy curioso, ya que entre otros “reales tesoros”, exposición de carrozas reales, historia de la familia de los sultanes, están los regalos que ha recibido el Sultán de Brunei de otros jefes de Estado (incluido como no, nuestro rey Juan Carlos I).

Tras algo más de 1 hora de visita y con un calor y humedad pegajosas seguimos paseando por Jalan Sultan Omar Ali Saifuddien con la intención de cruzar el rio Kedayan. Lo primero que vemos es la curiosa iglesia anglicana de San Andrés, con su color azul tan llamativo. Continuamos la avenida y cruzamos el rio por el puente de Edimburgo. Una vez al otro lado del rio podemos ver ya las primeras casas flotantes, tan típicas de este país. Visitamos el Cementerio Real con la única compañía de un mono y continuamos caminando por Duli Pengiran Muda Mahkota Pengiran Muda Haji Al-Muhtadee Billah hasta llegar a la calle Jalan Kubah Makam Diraja, donde cogemos dirección al río Brunei hasta enseguida llegar a la mezquita “Duli Pengiran Muda Mahkota Pengiran Muda Haji Al-Muhtadee Billah”, donde están orando. Detrás justo de la mezquita hay un pueblo flotante donde nos perdemos un rato y hacemos un montón de fotos.

Después de esta visitilla volvemos a la avenida Duli Pengiran Muda Mahkota Pengiran Muda Haji Al-Muhtadee Billah, hasta llegar al Palacio del Sultán, conocido como “Istana Nurul Iman”. Como no se puede pasar, después de hacer unas cuantas fotos nos íbamos a ir hasta que nos dimos cuenta de que venía el Sultán con todo su séquito de coches de seguridad, jajaja, menuda experiencia!!.

Una vez acabado nuestro gran paseo por Brunei, cruzamos al otro lado de la avenida y cogemos que vemos una parada de autobuses y cogemos uno que nos llevará hasta la estación de autobuses. Comemos en un restaurante de Jalan Sultan un plato de pollo con leche de coco buenísimo.

Después de comer decidimos ir a conocer un centro comercial de Brunei, por lo que cogemos un autobús y nos acercamos al centro comercial “Gadong”. Nos tomamos unos ice coffee, vemos el ambiente consumista que por allí se respira y nos vamos andando a la gran mezquita de Jame’Asr Hassanil Bolkiah, la cual es preciosa pero no la podemos visitar porque ha cerrado (horario de visita de 9 a 17 h).

Nos vamos paseando por Jalan Berbi y Jalan Simpang hasta el parque de Tasek Lama, que es enorme y tiene un buen paseo. Anochece, por lo que decidimos volver al hotel caminando por Jalan Sungai Kianggeh y darnos una ducha, prometiéndonos que mañana volveremos porque como ya he comentado el parque tiene muy buena pinta.

Esa noche cenamos en el Kianggeh Food Center, muy animado. Comemos noodles y pinchitos de pollo y cerdo muy buenos y baratos.

Sábado 29 de octubre de 2011, SEGUNDO DÍA EN BRUNEI: PARQUE TASEK LAMA Y MEZQUITA HASSANIL BOLKIAH

Desayunamos en el mismo indio que ayer de Jalan Sultan (ya son amigos nuestros) y cogemos el bus nº 35 (1$) hasta el parque de Tasek Lama.

Damos un paseo por el interior del parque de aproximadamente una hora y media. Entramos por la entrada principal y cogemos el primer camino asfaltado que vemos a la derecha. Subimos por él hasta la torre de visión panorámica. Desde allí se ve el gran estanque del parque. Decidimos bajar por el otro lado, el digamos, camino más difícil, que es lo que nos gusta a nosotros.

Por este escarpado sendero vemos monos, ardillas y un montón de aves, es un sitio muy chulo. Al final cogemos de nuevo el camino asfaltado y en unos minutos estamos de nuevo en la entrada principal del parque.

Salimos a Jalan Simpang y cogemos el bus nº 1 (1$) para ir a la mezquita de Jame’Asr Hassanil Bolkiah (la que ayer no pudimos visitar). Disfrutamos  de esta maravilla que nos transporta a los días que pasamos en Estambul y decidimos ir a comer al Mall donde estuvimos ayer y que está prácticamente enfrente.

Tras comer en un japonés cogemos el bus nº20 (1$) en la parada que hay en la puerta del Mall y nos dejará en la estación de autobuses, desde donde iremos en un mini paseo a la GH a ducharnos y descansar un rato, ya que esta mañana en el trekking por el parque hemos sudado la gota gorda.

Cuando ya caso está anocheciendo y con algún grado menos de temperatura en el ambiente salimos de la GH y nos vamos a dar nuestra última vuelta por el centro de Bandar Seri.

Al final acabamos disfrutando de las vistas nocturnas de la mezquita de Omar Alí Saifuddien hasta que nos entra algo de hambre y decidimos despedirnos de este curioso país cenando en un restaurante pakistaní “Rice & Grill” que hay justo en la esquina de Jalan Pemancha con el centro comercial Yayasan. Probamos el pollo Handi, el cordero Boti a la barbacoa y el pan de ajo. Resulta ser todo un acierto porque está riquísimo.

Domingo 30 de octubre de 2011, HOY TOCA UN LARGO DÍA DE VIAJE HASTA CASA, ESTO SE ACABA…

Nos levantamos y desayunamos por última vez en el indio de Jalan Sultan un par de ice coffees.

Visitamos la mezquita de Omar Alí Saifuddien y firmamos en el libro de visitas. Para ello nos dejan un atúnica y un cubre cabezas para Valle. Hacemos un montón de fotos y tras la visita nos vamos paseando hasta el templo chino de Jalan Kianggeh, muy cerca de nuestra GH. Compramos algo de comida para el viaje en el mercadillo que hay cruzando la calle. Nos damos una ducha en la GH, preparamos las mochilas y cogemos en la estación de autobuses el número 34 (1 $), que en unos 25 minutos nos deja en la terminal de salidas del aeropuerto.

Ojo!! Porque hay que reservar 12 $ por cabeza para pagar la tasa de salida del aeropuerto de Brunei.

A las 15:55 h. (hora prevista) despega nuestro avión de Air Asis que nos llevará hasta Kuala Lumpur tras este fin de semana genuinamente Bruneino. Aterrizamos a las 18:10 h. en el aeropuerto de Air Asia (LCC).

En el exterior de la terminal de llegadas cogemos el shuttle bus (2,5 MYR) que nos llevará hasta el aeropuerto internacional (KLIA). Una vez allí merendamos algo y damos vueltas por las tiendas porque hasta las 22:30 h no sale el vuelo de Malasia Airlines que nos llevará hasta Estambul.

A la hora prevista despegamos y tras 11 horas de vuelo nocturno y bastante “solitario”, solo cuento unos 50 pasajeros, aterrizamos en el aeropuerto de Attaturk. A las 9 despegamos con un avión esta vez de la Turkis Airlines que nos llevará a Barcelona en apenas 3 horitas de vuelo.

Ahora solo nos queda coger en la T2 del Prat el cercanías hasta la estación de Sants y esperar hasta las 17:00 h para coger el Euromed que nos llevará hasta Castellón donde caeremos muertos en nuestra cama soñando esa noche con nuestro gran viaje por Laos, Malasia y Brunei.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s